Valparaíso: Tras un mes de restricción vuelve la merluza común y entra en veda la corvina

Hasta el 30 de noviembre está prohibida captura, venta y consumo de corvina fresca para pescadores artesanales y deportivos

(Información vía Sernapesca)

Con la incautación de poco más de 60 kilos de merluza fresca, tres citaciones a restoranes por infracción a la norma y 45 fiscalizaciones, el Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura Región de Valparaíso concluyó las acciones de control por la veda de la merluza común en la región de Valparaíso vigente durante septiembre.

Desde el Servicio precisaron además que a partir del 1 de octubre y hasta el 30 de noviembre entra en vigencia la veda extractiva para la corvina, recurso pesquero que en este período experimenta su peak reproductivo quedando prohibida su captura comercial y deportiva.

“Durante septiembre se efectuó la veda de la merluza común, donde hicimos una intensa actividad fiscalizadora con 45 acciones de fiscalizaciones en la región; fueron fiscalizados 31 centros de consumo, restaurantes y tuvimos como resultado 3 citaciones por tener merluza fresca”, explicó el director regional de Sernapesca, Marcelo Arredondo.

La autoridad de pesca dijo que las faenas sobre la merluza común ya se realizan de forma normal en la región, donde esta pesquería es una de las más relevantes.

CORVINA ARTESANAL

Respecto a la veda de la corvina, Arredondo precisó que en la región es una especie muy apetecida fundamentalmente por la pesca recreativa en Concón, Reñaca, Maitencillo, Los Molles, La Ballena y El Quisco. “La corvina entró en veda el primero de octubre y se mantiene hasta fines de noviembre porque está en período de desove y de descanso extractivo para poder preservar el recurso y para que pueda reproducirse de forma normal sin intervención humana. La veda rige para todo pescador y extractor, la corvina no se puede extraer estos dos meses por ningún agente”, recalcó la autoridad de pesca.

En la pesca comercial, la corvina es extraída exclusivamente por la pesca artesanal, con 750 toneladas desembarcadas por año y más de 200 embarcaciones artesanales dedicadas a esta captura principalmente en la zona centro sur, donde La Araucanía concentra el mayor volumen de pesca.

Al igual que en otras vedas, durante octubre y noviembre se prohíbe la extracción, transporte y comercialización de corvina en fresco -que es el indicio de extracción ilegal durante fases de veda-. Las multas por violar esta regulación fluctúan entre las 30 y 300 UTM, es decir de 1 millón a más de 12 millones de pesos.

Sernapesca dispone de la línea gratuita 800 320 032 y mediante su campaña educativa Salvavedas en sus redes sociales de twitter y facebook usando el #salvavedas.

Deje su comentario en su plataforma preferida